fbpx

Un cóctel de bacterias podría evitar infecciones recurrentes por Clostridioides difficile

Permitiría un tratamiento estandarizado de los pacientes en riesgo.

El microbioma es el conjunto de genomas de los trillones de microbios, la microbiota, que viven en el cuerpo humano. Las alteraciones del microbioma humano se reconocen cada vez más como un factor clave en el desarrollo de enfermedades inmunes e infecciosas y es una de las áreas emergentes más prometedores de la medicina actual.

Durante los últimos 15 años se ha descubierto el papel del microbioma en la lucha contra infecciones graves, incluidas las infecciones causadas por bacterias resistentes a los antibióticos y difíciles de tratar.

Clostridioides difficile (C. difficile o C. diff.) es uno de los cinco microorganismos resistentes a los antibióticos en la Lista de Amenazas Urgentes de los Centers for Diseases Control and Prevention (CDC) de EE. UU., la categoría principal de amenazas para la salud humana.

Esta infección bacteriana intestinal a menudo se asocia con el uso de antibióticos, particularmente el uso prolongado de ciertas clases de antibióticos de amplio espectro. El tratamiento con antibióticos puede agotar las bacterias gastrointestinales protectoras naturales del cuerpo humano, lo que permite que C. diff. colonice y crezca en exceso en los intestinos. Este patógeno se establece así en el intestino y produce toxinas que dejan a los pacientes con diarrea severa que a menudo no responde a los tratamientos y se hace recurrente, con riesgo de vida. C. diff. también puede colonizar el intestino sin causar síntomas detectables de infección, lo que convierte a las personas en reservorios de la bacteria.

Además, las infecciones por C. diff. son una preocupación particular con el uso a gran escala de antibióticos para tratar infecciones secundarias durante una pandemia, como las causadas por la influenza H1N1 o el SARS-CoV-2.

Uno de los tratamientos para las infecciones recurrentes por C. diff. es el implante de materia fecal proveniente de individuos sanos. Pero este tipo de terapias requiere identificar y reclutar donantes humanos y no puede ser estandarizado.

Vedanta Biosciences, con sede en Cambridge, Massachusetts, EE. UU., desarrolló VE303, un producto bioterapéutico vivo o live biotherapeutic product (LBP) para la infección por C. diff. de alto riesgo. Es administrado por vía oral y consta de ocho cepas bacterianas comensales humanas seleccionadas por su capacidad para proporcionar resistencia a la colonización de C. diff.

Se produce a partir de bancos de células bacterianas clonales puras, lo que resulta en un producto farmacéutico estandarizado en forma de polvo y evita la necesidad de depender del suministro directo de material de donante fecal de composición inconsistente.

En un ensayo clínico de fase 1a / 1b en voluntarios sanos, VE303 mostró una colonización rápida, duradera y dependiente de la dosis y una restauración acelerada de la microbiota intestinal después de un ciclo de antibióticos. Vedanta está evaluando actualmente VE303 en un ensayo clínico de fase 2 en pacientes con alto riesgo de infección recurrente por C. diff.

Para avanzar en el estudio de fase 2 en curso de VE303, Vedanta Biosciences recibirá hasta US$ 76,9 millones de BARDA. También recibió anteriormente subvenciones de CARB-X para respaldar las pruebas clínicas del producto.

BARDA (Biomedical Advanced Research and Development Authority) es una oficina perteneciente al U.S. Department of Health and Human Services de EE. UU., responsable de la obtención y el desarrollo de contramedidas médicas, principalmente contra el bioterrorismo.

CARB-X (Combating Antibiotic-Resistant Bacteria Biopharmaceutical Accelerator) es una asociación mundial sin fines de lucro dedicada a acelerar la investigación antibacteriana para hacer frente a la creciente amenaza mundial de las bacterias resistentes a los antibióticos. Tiene un presupuesto de hasta 480 millones de dólares para invertir entre 2016-22 para invertir en el desarrollo temprano de nuevos antibióticos, vacunas, diagnósticos rápidos y otros productos para prevenir, diagnosticar y tratar infecciones bacterianas potencialmente mortales.