fbpx Pasion.com Gay Viagra Cialis 200 Mg Prix Levitra Ou Cialis Que Choisir Oleo Ricino Onde Comprar

Similitudes y diferencias en la transmisibilidad de COVID-19 e Influenza pandémica

La Influenza pandémica es tomada como modelo comparativo para una visión a futuro de COVID-19.

Período de incubación y cantidad de portadores asintomáticos excretores serían diferencias clave entre ambos virus.

La Organización Mundial de la Salud declaró el coronavirus SARS-CoV-2 una pandemia el 11 de marzo. Desde que el virus se identificó por primera vez en Wuhan, China, ha infectado a más de 4,5 millones en todo el mundo y ha matado a más de 300.000 en 216 países, según datos de la OMS al 16 de mayo de 2020.

El nuevo coronavirus que produce la enfermedad COVID-19, fue identificado el 7 de enero de 2020, pocos días antes de que causara la primera muerte reportada en China.

El COVID-19 y la gripe por el virus de la Influenza son enfermedades respiratorias que tienen síntomas similares, pero son causadas por diferentes virus. En ambas se pueden presentar fiebre, tos y dolores corporales, y las complicaciones pueden provocar neumonía o incluso la muerte. Ambos virus pueden propagarse a través de gotitas de saliva. Al toser, estornudar, cantar, reír e incluso hablar, los virus pueden ingresar por la boca, nariz u ojos al aparato respiratorio de otra persona y de esta manera propagar la infección.

El Center for Infectious Disease Research and Policy (CIDRAP) de la University of Minnesota publicó recientemente su punto de vista acerca de la pandemia COVID-19, comparándola con la Influenza pandémica.

El estudio toma la Influenza pandémica como modelo comparativo para tratar de tener una visión a futuro de la pandemia por COVID-19.

¿Cuáles son las diferencias en la transmisibilidad entre SARS-CoV-2 e Influenza según el CIDARP?

La primera sería el período de incubación. En Influenza es de 2 días, con un rango 1 a 4 días; mientras que para COVID-19 es de 5 días, con un rango de 2 a 14 días. El período de incubación más largo para COVID-19 permitió que el virus se moviera silenciosamente en diferentes poblaciones antes de ser detectado.

El segundo factor importante sería la fracción asintomática de las dos infecciones que rondaría el 25% para COVID-19, contra una media de 16% para Influenza, según la información disponible, dependiendo de los estudios serológicos. Por lo tanto, si bien ambos virus pueden provocar infecciones asintomáticas, la fracción asintomática parece ser algo mayor para COVID-19 que para la Influenza.

Para el CIDARP, un tercer factor sería el marco temporal de la diseminación viral presintomática para las personas que se enferman. La carga viral de SARS-CoV-2 más alta en el momento del inicio de los síntomas, lo que sugiere que la eliminación viral puede alcanzar su punto máximo antes de que aparezcan los síntomas, lo que conduce a una transmisión presintomática sustancial. Para el virus de la influenza pandémica H1N1 A, un estudio mostró que la eliminación de virus alcanza su punto máximo los primeros 1 o 2 días después de los síntomas.

Para cuantificar la transmisibilidad de un virus se determina el número básico de reproducción (R0) para ese virus. El R0 es el número promedio de nuevas infecciones que resultan de una sola persona infectada en una población totalmente susceptible. El R0 para SARS-CoV-2 es difícil de determinar con precisión debido a la dificultad de identificar y evaluar a las personas infectadas, a la variabilidad natural en la eliminación de virus por personas infectadas, su comportamientos y sus contactos. Además, según algunos autores, algunas personas son “superdifusores”, como se vio con MERS-CoV y SARS-CoV-1.

El R0 para el SARS-CoV-2 durante el curso temprano de la pandemia en China se estimó en 2.0 a 2.5. El R0 para la Influenza pandémica ha estado alrededor o debajo de 2, lo que sugiere que las pandemias por Influenza ​​han sido menos transmisibles que el SARS-CoV-2.

Según el CIDARP, a medida que la pandemia disminuya, es probable que el SARS-CoV-2 continúe circulando en la población humana y se sincronice con un patrón estacional con una gravedad disminuida con el tiempo, al igual que ha ocurrido con otros coronavirus menos patógenos, como los betacoronavirus OC43 y HKU1, y los virus de Influenza pandémica anteriores.


Sitemap