fbpx

Alternativas de origen vegetal a la ovoalbúmina

La ovoalbúmina producida por hongos podría reemplazar a la clara de huevo en polvo

El grupo de investigación Future Sustainable Food Systems con sede en la University of Helsinki, Finlandia, ha estado analizando la utilización de la agricultura celular para la producción clara de huevo.

La agricultura celular o fermentación de precisión ofrece una forma de obtener proteínas animales sin la cría de animales, utilizando microorganismos para producir proteínas específicas.

La clara de huevo en polvo es un ingrediente con alto contenido en proteínas, ampliamente utilizado en la industria alimentaria. Más de la mitad del contenido de proteína de la clara de huevo es ovoalbúmina.

Ante una demanda creciente surge la preocupación sobre la sostenibilidad de la cría de pollos para la producción de huevos debido a su contribución a la generación de gases de efecto invernadero.

La investigación publicada evaluó el impacto de la producción a través del hongo ascomiceto filamentoso Trichoderma reesei (Tr-OVA) y encontró que la producción de Tr-OVA redujo la mayoría de los impactos asociados con la agricultura, como el calentamiento global y el uso de la tierra, relacionado principalmente con el uso de insumos como la electricidad y el consumo de glucosa.

Mediante herramientas de ingeniería genética, el gen de la ovoalbúmina se inserta en células del hongo, que luego producen la proteína. Seguidamente la ovoalbúmina se separa de las células, se concentra y se seca para crear el producto final

Si bien estos productos de cultivo celular no dependen de la tierra, necesitan más electricidad por lo que debe tenerse en cuenta el tipo de energía que se utiliza. La ovoalbúmina producida por hongos redujo los requisitos de uso de la tierra en casi un 90 % y los gases de efecto invernadero en un 31-55 % en comparación con la producción de su contraparte a base de pollo.

Según los autores, el uso de fuentes de energía renovables podría facilitar la fermentación de precisión reduciendo el impacto hasta en un 72 %.