El impacto positivo de la nanotecnología en agricultura

La nanotecnología aportará en el futuro mayores beneficios a los productores agrícolas.

La aplicación de la nanotecnología en el sector agroalimentario es uno de los campos de más rápido crecimiento. Los nanomateriales en la agricultura prometen reducir las aplicaciones de productos fitosanitarios, minimizar las pérdidas de nutrientes en la fertilización y aumentar de esta manera el rendimiento de los cultivos. El mercado global de la nanotecnología agrícola crece de forma sostenida en sus diferentes aplicaciones como protección de cultivos, mejoramiento del suelo, purificación del agua, fitomejoramiento y producción de nanopartículas.

Los dispositivos y herramientas de nanotecnología, como las nanocápsulas, reducen la cantidad de productos químicos liberados al medio ambiente. Se usan para la detección y el tratamiento de enfermedades, la mejora de la absorción de nutrientes por parte de las plantas, el suministro de ingredientes activos a sitios específicos y en procesos de tratamiento de aguas.

Los dispositivos derivados de la nanotecnología también se exploran en el campo del fitomejoramiento y la transformación genética. Las técnicas de encapsulamiento de ingredientes activos como fertilizantes, herbicidas, fungicidas, insecticidas y nutrientes en matrices de liberación lenta o controlada en materiales naturales reduce el volumen de las aplicaciones.

Recientemente se han desarrollado y aplicado nanomateriales y nanoestructuras como nanotubos de carbono electroquímicamente activos, nanofibras y fullerenos para sensores bioquímicos altamente sensibles. Estos nanosensores también tienen implicaciones relevantes para la aplicación en la agricultura, en particular para el análisis del suelo, la fácil detección y control bioquímico, la gestión y distribución del agua, la distribución de pesticidas y nutrientes.

El sistema permite el manejo de nutrientes con pérdidas mínimas y la optimización máxima del rendimiento. Además, los sensores inteligentes basados ​​en nano son útiles en la agricultura de precisión, lo que permite la máxima productividad de los cultivos al tiempo que reduce los costos de entrada incurridos en fertilizantes excesivos de nitrógeno, fósforo y potasio, riego, etc., a través del monitoreo riguroso de las variables de crecimiento físico y los mecanismos de liberación regulados.

Nanotica Agro, una startup argentina, está desarrollando una nueva tecnología de nanoencapsulación para disminuir la cantidad requerida de agroquímicos en los cultivos, reduciendo la contaminación y aumentando sus rendimientos. La partícula nanotizada penetra en mayor medida las células y tejidos vegetales que la partícula tradicional. Esto es posible debido a su tamaño nano y personalización de la estructura. Nanotica Agro actualmente se encuentra abriendo una nueva ronda de inversión y buscando más productores y nuevos cultivos para probar su desarrollo.

La nanotecnología desempeñará un papel vital en el desarrollo del sector agrícola, ya que es capaz de usarse en productos agrícolas que protegen las plantas y monitorean el crecimiento de las plantas y detectan enfermedades.

Más en Frontera

La epigenética aporta otra tecnología para mejorar los cultivos

Silenciar una función genética puede mejorar la fisiología de la planta.

Bayer y Dewpoint investigan en la nueva frontera de la biología: los condensados biomoleculares

Contienen proteínas clave en enfermedades hasta ahora intratables.

La Cámara Argentina del Maní organiza un evento internacional del mercado del maní

El World Peanut Meeting contará con la participación de las principales empresas globales del sector.